La cocina como centro de la zona de día

Cocina con isla, mesa de madera y vitrina

La cocina ha dejado de concebirse como una estancia aislada destinada exclusivamente a trabajar. Cada vez resulta más frecuente abrir las cocinas al resto del hogar, fusionándolas con otros ambientes y haciendo que se conviertan en un importante núcleo de convivencia. En este caso, cocina, comedor y área de lectura constituyen un espacio único que, a pesar de su polivalencia, resulta coherente y homogéneo.

El mobiliario comparte un diseño de líneas depuradas que ayuda a armonizar el espacio. Los acabados en madera, presentes en múltiples elementos, refuerzan la idea de uniformidad estética, trazando vínculos visuales que favorecen una transición natural, fluida y sin barreras entre los distintos ambientes. Una gran isla se erige como centro vertebrador de la zona de día, respondiendo a su privilegiada ubicación con una estética cuidada y precisa, esculpida con líneas puras y materiales de grosor reducido. A ambos lados de la isla se dispone el resto del equipamiento, totalmente integrado en la arquitectura, y frente a ella el comedor con mesa de madera y el área de lectura.
 

Máximo equipamiento con el mínimo impacto visual

Los armarios columna integran electrodomésticos, zonas de trabajo auxiliar y múltiples opciones de organización y almacenaje con un mínimo impacto visual. Las columnas escamoteables cuentan con frentes que se pueden ocultar totalmente en los laterales, facilitando la visibilidad y el acceso.

Conjugar funcionalidad y estética

La vitrina presta servicio tanto a la cocina como a la zona de la mesa. Realizada en Aluminio Negro, con frentes de Vidrio Ahumado e interior personalizado en acabado Nogal Tierra Vertical, resulta muy práctica para guardar la vajilla o exponer objetos decorativos. El sistema de iluminación LED trasera para estantes transforma esta vitrina en una fuente de luz ambiental indirecta.

Muebles diseñados para unificar ambientes

El área de lectura se prolonga mediante un sistema modular que combina estantería y aparador. Esta composición, perteneciente a la Colección Living de Santos, incluye un panel con baldas en la parte alta, para disponer libros y objetos decorativos, más tres cajoneros suspendidos en la parte baja. 

Ir arriba